Engañar al espectador, crear realidades absurdas, cómicas. Con las fotografías podemos jugar al mundo perdido de Liliput, variar el tamaño de las cosas, haciendo que lo grande sea pequeño y lo pequeño grande.

Gracias al juego con la profundidad y la perspectiva podemos hacer cosas curiosas y divertirnos con los amigos, esto es lo que vamos a hacer este martes y 13, si, martes y 13, ¿alguien es supersticioso?

Una técnica muy divertida para experimentar con amigos. Estáis todos invitados este martes a las 21:30 horas en la plaza de San Marcos, junto al Peregrino. No importa si sois socios o no, acompañadnos y pasad un buen rato charlando y haciendo fotos con nosotros.

¡¡Os esperamos!!!